París

París, una de las ciudades más bellas del mundo, la más visitada, y probablemente la más romántica de las que pueblan el planeta, hace honor a su fama y no defrauda a nadie que acude a visitarla A diferencia de otras grandes ciudades europeas, París no tiene un "centro" definido alrededor del cual se expande la ciudad, más bien todo París es "centro", y esto es debido a que París no ha ido absorbiendo las pequeñas ciudades que se encontraban a sus afueras, sino que estas han mantenido su independencia administrativa pese a que el límite entre una de estas pequeñas ciudades y la gran ciudad de París es tan solo un paso de peatones. París tiene un aspecto antiguo y clásico.

 

Qué visitar y ver en París? 

El Museo de Louvre Impresiona desde el primer momento que se ve, y es que el edificio en sí ya sería una gran atracción turística sin tener en cuenta todos los tesoros que encierra en su interior. Tiene forma de cuadrado al que le falta un lado, con un enorme patio central en medio en cuyo centro se sitúa la famosa Pirámide del Louvre. No puede visitarse entero en un día ni en dos. Por esto es más que aconsejable ser selectivos, es decir, planificar antes qué es lo que es para nosotros más importante y si luego nos sobra algo de tiempo podemos ver algo.

 

La Torre Eiffel Ninguno de los que visitan la Torre Eiffel de Paris ignoran lo que se van a encontrar, para que quien la ve por primera vez en persona quede realmente impresionado y maravillado por la inmensidad de la Torre Eiffel, inmensidad que va aumentando hasta que nos situamos bajo sus pies. Visitada cada año por más de 6 millones de visitantes, la Torre Eiffel es el símbolo de Paris, su imagen más internacional y un orgullo para la ciudad, algo impensable hace más de cien años, cuando la torre se estaba construyendo pese a la fuerte oposición de los intelectuales y los parisinos de la calle. Subir a la Torre Eiffel es algo obligado. Para subir tenemos diferentes opciones, se podrán utilizar las escaleras (1665 escalones ni más ni menos), o existen ascensores que nos podrán dejar bien en el primer, o bien en el segundo piso. En las dos alturas donde se puede subir existen diferentes tiendas de recuerdos, además de dos restaurantes de lujo. Decir también que existe un tercer piso aún más arriba, con una vista aún mejor, pero que poca gente se atreve a ver, ya que es la parte alta de la Torre Eiffel y se perciben perfectamente los movimientos de esta a poco que hay un poco de brisa. En cuanto a la vista decir que es de las mejores de Paris junto con la de la Torre Montparnasse y la del Arco del Triunfo, muchísimo más bajo que la Torre Eiffel pero con una vista impresionantemente bella. Por la noche la Torre Eiffel de Paris permanece siempre iluminada, y cada media hora (o una hora dependiendo de la época del año) luce por espacio de 10 minutos una iluminación centelleante que constituye un verdadero espectáculo, siendo posible presenciarlo desde cualquier lugar de Paris y sus alrededores.

 

Sagrado Corazón de Paris En lo alto de la Colina de Montmartre, coronando la ciudad de París, se encuentra la Basílica del Sagrado Corazón de Montmartre, blanca y resplandeciente, que parece vigilar y controlarlo todo. Si bien es Notre-Dame la iglesia que es el monumento religioso más importante de París, para el visitante puede ser una sorpresa descubrir la belleza del Sagrado Corazón

 

Montmartre Uno de los barrios con mayor encanto, si no el que más, de la ciudad. Sus calles en cuesta, sus escaleras, y sus inconfundibles y acogedores cafés, hacen de Montmartre una cita inexcusable para el turista. Al llegar a la parte alta de la colina, a donde podemos acceder, bien dando un paseo por sus bonitos jardines y escaleras, o bien utilizando el funicular de Montmartre, que nos dejará a los mismos pies de la Basílica del Sagrado Corazón. También es posible subir por la parte de atrás de la colina, por sus empinadas y curvadas calles, llegando a Place du Tertre. Situada detrás de la Basílica de Montmartre, tanto la plaza como sus calles adyacentes están llenas de tiendas de recuerdos y restaurantes tradicionales para todos los bolsillos, todo enfocado para recibir y ofrecer al visitante todo lo que necesita. Aparte de la singular composición de la plaza, con restaurantes y terrazas por todos lados, destaca la presencia masiva de pintores, artistas urbanos que acuden allí a pintar la plaza, hacer retratos a todo aquel que lo desee o vender sus pinturas en plena calle. Precisamente esta afluencia de artistas hace que a Montmartre se le llame a menudo el “Barrio de los Pintores”.

 

El Arco de Triunfo y los Campos Eliseos El Arco del Triunfo es, después de la Torre Eiffel, el monumento más representativo de la ciudad de París. Situado en la Plaza de la Estrella, Place de l´étoile, punto de partida de varias avenidas importantes, entre ellas la más célebre de la ciudad y del mundo, la avenida de los Campos Elíseos, lugar siempre concurrido, todo está enfocado al visitante y el ocio. Por la noche, como no podía ser de otra forma, en los Campos Elíseos y alrededores es posible encontrar discotecas, y además los cines suelen abrir hasta tarde, por lo que también es un lugar animado cuando se pone el sol. El Arco del Triunfo, sus dimensiones superan o duplican las de cualquier arco de triunfo "normal", tanto en anchura como en altura, siendo esta su característica más destacable, que se hace más patente aún si se sube a lo alto del arco, y es que desde allí se puede ver la que es probablemente la vista más bonita de Paris, teniendo por un lado una vista espectacular de los Campos Elíseos, otra de la Avenida de la Grande Armée con el Arco de la Defense al fondo, la Torre Eiffel por un lado y por otro lado el resplandeciente Sagrado Corazón de Montmartre.

 

La Iglesia de la Madeleine Situada muy cerca de la Plaza de la Concordia (Concorde), llama muchísimo la atención por su arquitectura en forma de templo clásico griego. El interior de La Madeleine de Paris no es tan interesante como el exterior, pero merece la pena como mínimo subir sus escaleras para contemplar desde allí la Rue Royal, con Concorde y el Obelisco al fondo, teniendo ante nosotros una de las imágenes más bellas que automáticamente retendremos para siempre en nuestra memoria.

 

Notre-Dame de Paris La Catedral de Notre-Dame es la iglesia más conocida de París sin duda alguna, siendo la obra por excelencia representativa del estilo gótico a nivel mundial. Bordeada por el Sena y con jardines por delante y por detrás, hacen que la catedral pueda ser observada en su totalidad con total comodidad para el visitante, que podrá inmortalizar su visita con bellas fotografías desde cualquiera de los puentes que cruzan el río, desde su jardín delantero, con las dos torres principales presidiendo la imagen, desde un lateral, pudiendo destacar la expresividad de sus célebres gárgolas, o desde la parte de atrás, donde destacan las altas agujas que coronan su “tejado”.

 

Pigalle Aunque se puede visitar de día, y la visita puede resultar curiosa, a Pigalle hay que ir de noche, que es cuando el barrio está de verdad animado, y aunque no estemos atraídos por la cantidad de establecimientos que ofrecen espectáculos, donde podemos tomar algo en cualquiera de sus pubs o discotecas, o por qué no entrar al archifamoso Moulin Rouge y disfrutar del famoso "French Cancan" y de un espectáculo único en el mundo.

 

Centro Pompidou El Centro Nacional de Arte y Cultura Georges Pompidou, más conocido como "Centro Pompidou", es un enorme museo de arte contemporáneo, y en su anterior se realizan multitud de exposiciones de todo tipo, representaciones teatrales, y está dotado con una enorme biblioteca pública con capacidad para más de 2000 personas. Lo más llamativo del Centro Pompidou es el edificio en sí, un edificio moderno con su apariencia semi-industrial y el hecho de que sus elementos funcionales, como escaleras, conductos de agua, de aire, etc. están situados en el exterior del edificio, dejando un interior diáfano donde se puede aprovechar cada metro cuadrado del interior. Con una fachada principal donde destacan las escaleras mecánicas que cruzan la fachada de un lado a otro, y la parte posterior, donde están todos los tubos de diferentes conducciones y suministros, que están pintados de vivos colores.

 

Paris de noche La noche es el momento perfecto para hacer muchas cosas imprescindibles en París: una cena romántica, un crucero por el Sena contemplando las iluminaciones de la Ciudad de la Luz, asistir a un espectáculo único en el mundo como pueda ser el del Moulin Rouge, o simplemente darse un paseo por lugares siempre animados como el Barrio Latino o los Campos Eliseos. Cuando cae la noche París no es para nada una ciudad oscura, sino que, lejos de eso, la ciudad mantiene su encanto, y sus principales edificios y monumentos adquieren otros tonos no menos espectaculares gracias a sus cuidadas iluminaciones. Si se suele decir que hacer un crucero por el Sena es algo obligado, debería decirse que lo obligado es en realidad hacer dos cruceros por el Sena, uno de día y otro de noche para ver dos versiones magníficas del mismo espectáculo, y es que realmente decidir cual de las dos opciones es mejor es tarea harto complicada y se reduce a una mera cuestión de gustos, aunque a buen seguro que a nadie le defraudará ninguna de las dos versiones.

 

La ciudad de Paris vista desde lo alto es un espectáculo por sí solo, tanto de día como de noche, y diversos puntos y edificios de la ciudad permiten tener unas excelentes panorámicas de la Ciudad de la Luz

Se ha(n) encontrado 11 paquete(s)
Europa Madrid y París

Europa Madrid y París

desde AR$ 28621

12 cuotas de AR$ 3101

Europa Madrid Paris y Londres

Europa Madrid Paris y Londres

desde AR$ 29922

12 cuotas de AR$ 3241

Europa París y Praga

Europa París y Praga

desde AR$ 28881

12 cuotas de AR$ 3129

Europa París e Italia

Europa París e Italia

desde AR$ 41370

12 cuotas de AR$ 4482


Europa Paris y Londres

Europa Paris y Londres

desde AR$ 32524

12 cuotas de AR$ 3524

Europa Paris Londres y Amsterdam

Europa Paris Londres y Amsterdam

desde AR$ 46054

12 cuotas de AR$ 4989

Fin de Año en Europa Salida grupal

Fin de Año en Europa Salida grupal

desde AR$ 155801

12 cuotas de AR$ 16878

Salida Grupal "Fin De Año En Europa"  19 Dias

Salida Grupal "Fin De Año En Europa" 19 Dias

desde AR$ 155801

12 cuotas de AR$ 16878


Salida Grupal Europa Mágica salida abril

Salida Grupal Europa Mágica salida abril

desde AR$ 217807

12 cuotas de AR$ 23596

Salida Grupal Europa Magica salida mayo 2019

Salida Grupal Europa Magica salida mayo 2019

desde AR$ 216195

12 cuotas de AR$ 23421

Salida Grupal Europa Magica  Febrero 2019

Salida Grupal Europa Magica Febrero 2019

desde AR$ 128256

12 cuotas de AR$ 13894


Se ha(n) encontrado 0 crucero(s)

No hay cruceros disponibles

Escribinos y un asesor se comunicará con vos

Nombre y Apellido

Teléfono

Email

Reingresá Email

Seleccioná tipo de consulta

Comentarios

Recibir Ofertas